Mañanas BLU

/ Audio

Publicado:

Hay que evaluar patrimonio de ingenios para determinar sanción: Procuraduría

Foto: AFP Foto: AFP

La procuradora delegada para la función pública, Fanny Gonzáles, quien investigó la sanción de la Superintendencia de Industria y Comercio a 12 ingenios...


azucareros multados con más de 320.000 millones de pesos, aseguró en entrevista con Mañanas BLU que no hay controversia sobre la responsabilidad de los ingenios pero tiene reservas sobre el debido proceso y el monto de la sanción. (Lea también: Gobierno respaldó sanción de Superindustria a ingenios azucareros)

 
“Se deben evaluar los criterios establecidos en la norma para determinar la gradualidad de la sanción, es decir, determinar y analizar el impacto que la conducta tenga sobre el mercado, la dimensión del mercado afectado, el beneficio obtenido por el infractor de la conducta y el patrimonio del infractor, entre otros”, manifestó la procuradora.
 
Según Gonzáles, el Ministerio Público encontró que el monto de la multa debió liquidarse de otra manera, pues se debieron tener en cuenta las ganancias y utilidades de azúcar industrial y no de la totalidad de los ingenios. (Vea aquí: Centrales obreras temen despidos por sanciones a ingenios azucareros)
 
Cabe recordar que a principios de octubre la Superintendencia de Industria y Comercio sancionó a la Asociación de Cultivadores de Caña de Azúcar de Colombia (Asocaña), 14 empresas del sector, e igual número de directivos por impedir la importación del producto desde Bolivia, Guatemala, El Salvador y Costa Rica.
 
La sanción afecta a Asocaña, C.I. de Azúcares y Miles S.A. (Ciamsa) y Desarrollos Industriales y Comerciales S.A., en liquidación (Dicsa), entre otras.
 
A los directivos se les multa por haber colaborado, facilitado, autorizado, ejecutado o tolerado la conducta anticompetitiva sancionada en la modalidad de cartelización empresarial.
 
Para las multas se tuvo en cuenta como agravante que algunos de los ingenios y personas naturales fueron declarados responsables en el 2010, por cartelización en los precios de compra de la caña de azúcar a los cultivadores.
 
La investigación administrativa del órgano de control se inició en 2010 a parir de denuncias de varias empresas que utilizan en azúcar como insumo para fabricar sus productos. Con EFE
Comentarios
Comentarios
Publicidad