Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Se retiran colonos que habían invadido resguardo indígena en la Sierra Nevada

Estas personas dejaron un enorme impacto ambiental entre arboles derribados, matorrales, alambres y divisiones destruidas.

375799_Invasión en resguardo indígena. Foto: Cortesía
Invasión en resguardo indígena. Foto: Cortesía

Invasores que se encontraban en el resguardo indígena Kogui Malayo Arhuaco, en la Sierra Nevada, se retiraron dejando un enorme impacto ambiental en la zona.
Convierta a BLU Radio en su fuente de noticias

Árboles derribados, matorrales, alambres y divisiones destruidas dejaron al marcharse los más de 500 invasores que, desde el pasado 19 de agosto, se tomaron el predio situado en la vereda Don Diego, jurisdicción de Santa Marta.

Según los indígenas, estas personas llegaron en masa proveniente de varias partes de la Sierra Nevada y de la costa Caribe. Desocuparon el predio, hecho que coincidió con la circulación de un panfleto donde un supuesto grupo de autodefensas les daba 48 horas para que se marcharan.

Lea también: Colonos invaden resguardo indígena en la Sierra Nevada

Rogelio Mejía, cabildo gobernador arhuaco del Magdalena y Guajira, llamó la atención de las autoridades y aseguró que ese movimiento masivo de colonos y campesinos en la Sierra Nevada genera muchas suspicacias.

“Demasiada gente, esa es la situación que preocupa. Debe ser que existen unas fuerzas oscuras para poder realizar todo este movimiento”, señaló el líder arhuaco, quien indicó, además, que es hora de que el Gobierno Nacional acelere el saneamiento del resguardo.

Publicidad

A su vez, desde la Alcaldía de Santa Marta, Gobernación del Magdalena, Policía, el Ejército, Migración Colombia, Bienestar Familiar y otras entidades, instalaron un puesto de mando unificado en inmediaciones donde se produjo la invasión, a fin de prestar el apoyo a las comunidades nativas y buscarles una salida a los invasores de reclaman la entrega de tierras.

Las 600 hectáreas de tierra invadida en las riberas del río Don Diego hacen parte de una finca que, desde el 2002, está en un proceso de extinción de dominio por narcotráfico y los indígenas las reclaman por ser parte de un territorio ancestral que ha sido su salida o contacto con el mar.

 

Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias

Vea también:

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO