Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Exguerrillero contó en la JEP cómo mataron a indigenistas estadounidenses por orden de ‘Grannobles’

Relató que fue un error de comunicaciones, pues el ‘Mono Jojoy’ solo pretendía tenerlos secuestrados por cuestiones políticas y no matarlos.

Terence Freitas, Ingrid Washinawatok y Laheenae Gay
Terence Freitas, Ingrid Washinawatok y Laheenae Gay<br/>
Foto: archivo particular

A finales de 1998, Reinel Guzmán Flórez, alias ‘Rafael Gutiérrez’ fue trasladado al frente 10, donde cumplía la función de ser el comandante, donde estuvo hasta el año 2002, y fue el reemplazo de alias ‘Grannobles’, quien en ese momento era el cuarto al mando del bloque en el departamento de Arauca.

El hoy exguerrillero relató que a ‘Grannobles’ lo volvió a ver en el año 2010, y desde entonces perdió rastro de él. Esto lo contó en una audiencia adelantada en la Jurisdicción Especial para la Paz en el caso de secuestro.

Es con él con quien inicia la odisea del secuestro de los indigenistas Terence Freitas, Ingrid Washinawatok y Laheenae Gay. Narró que hubo una falta de comunicación y responsabilizó a ‘Grannobles’ de no ejecutar los parámetros de orden establecidos, lo cual resultó solo tres días después, en la muerte de los extranjeros.

“’Grannobles’ toma una decisión con un comando de milicianos que estaban por el lado de Cubará, Boyacá, de retener a Ingrid, Laheenae y a Therence, de retenerlos, en ese momento”, contó.

Dijo que le envió un mensaje con la orden de enviar una comisión a recibir a los tres ciudadanos estadounidenses y enviarlos hacia Venezuela. Señaló que, en ese momento, hizo una llamada a alias ‘Gildardo, el Marrano’, otro de los líderes del frente, y le ordenó ir a dicho lugar a recibirlos y llevarlos hacia el vecino país, pero que los tuvieran en ese punto hasta tener información precisa de cómo sería la operación.

Publicidad

A las 8:00 de la mañana teníamos comunicación con el camarada ‘Jorge’ (Briceño) y entonces yo, violando también ahí la orden de pasar a ‘Grannobles’ para preguntar las cosas allá, dije: no le voy a preguntar a ‘Grannobles’ y sí al camarada ‘Jorge’. Le dije que me habían dado la orden de mandar una comisión a recibir unos estadounidenses que se habían retenido por los lados de Cubará y que los tuviera allá

El relato continúo con el paso que debían seguir y qué pasaría con “esos muchachos”.

“¿Qué se hace con esos muchachos?, dije, por la tarde él me responde, entonces de todas maneras tiene que reunirse con el secretariado y decir que llegó ese mensaje de tal parte, en sus ocupaciones, uno entiende que quizás no encontró la respuesta pronta del secretariado, entonces no me comunicó nada esa tarde”, agregó

Y fue justo la ausencia de dicho mensaje de ‘Jorge Briceño’, lo que hizo que se generará la confusión y la incertidumbre de qué hacer en ese caso, pues a falta de una directriz acudió a hacer caso a ‘Grannobles’.

“Con ‘Grannobles’ tuvimos comunicación como a las 5:00 de la tarde, me dice: mande a matar y le respondí bueno, es una orden. ‘El Mono’ (Briceño) no me escribió tampoco. Con Gildardo teníamos comunicación como a las 8:00 de la noche, le emití la orden de ‘Grannobles’ diciendo que los matara, así”, relató.

Pero, no debían asesinarlos. Contó que, al otro día en la mañana, recibió el mensaje de ‘Jorge Briceño’, en el que le daba instrucción de cuidar a los indigenistas , de protegerlos y establecerlos en un sitio aislado de un eventual rescate o donde no los mataran porque ese secuestro hacía parte de una operación política y no debían ser asesinados.

Publicidad

“Uno queda sorprendido porque aquí se rompió el teléfono, ‘Grannobles’ no comunicó a Jorge qué debía hacer con esos muchachos. Son cuestiones sorprendentes que uno dice no debió haber pasado esa situación, porque la verdad a esas personas no debía sucederles esa situación”, añadió.

Los homicidios

Aseveró que el error no fue haber tenido claro el objetivo con ellos y la aparente falta de subordinación de ‘Grannobles’. Cuando el magistrado de la JEP Roberto Carlos Vidal le preguntó cómo ocurrió el hecho donde le quitaron la vida a los tres ciudadanos, relató, a detalle, los acontecimientos.

“Ellos fueron retenidos el 25 de febrero de 1999, ‘Grannobles’ me pasa el comunicado el 26 por la tarde. Yo mando la comisión para que los reciba y el 27 pregunto al camarada ‘Jorge’ qué hacer con ellos. El 28 de febrero, me dice ‘Grannobles’: ¡mátelos!”, reveló.

Añadió que siempre supieron que eran estadounidenses y que eran indigenistas. Además, dijo que encontró algo extraño en la orden de ‘Grannobles’ que fue lo que inicialmente hizo pasar la barrera de mando y preguntarle a el ‘Mono Jojoy’ de forma previa fracasando en la respuesta ágil.

Según el relato del exguerrillero, a los indigenistas los secuestraron en zona fronteriza, en Cubará, los recibieron en Arauca y los montaron en una lancha, los ultimaron a bala al otro lado del río, en territorio venezolano. Había seis guerrilleros encargados y fue el mismo 'Gildardo' quien los ultimó.

Publicidad

“Yo creo que sí les cambiaron la ropa, el ordenamiento lo decía. De acuerdo con el informe, eso decía. Los vistieron de civil, se les ponía botas para que caminaran y trajes común y corriente, de civil por medidas de seguridad, porque la situación en ese momento en Arauca era bastante grave”, contó.

Reconoció que la orden de asesinarlos, él la dio con base en lo que recibió de instrucción por parte de ‘Grannobles’, pero que este último fue el responsable del secuestro en conjunto con un grupo de milicianos que había en la región.

Además, entregó las coordenadas de donde, según los informes, les quitaron la vida: “Un sitio que llaman Los Pájaros en el estado del Alto Apure, en el Nula, vía Nula-La Victoria”.

Los ultimaron a bala con proyectiles 9 milímetros de pistola, estaban los seis. Esto lo hizo el mismo 'Gildardo'. Ahí había una responsabilidad y el que se encarga de ejecutar es el propio comandante. El informe pedía que se aclarará la situación, se dialogará y poder entender por qué fue la retención. Gildardo no decía nada porque no sabía, él los estaba cuidando
añadió.

Aunque es desconocido si alias ‘Grannobles’ está vivo o muerto, alias ‘Gildardo, el Marrano’ murió, y el hecho, según relató Gutiérrez, fue un error porque las intenciones del secretariado con los tres indigenistas asesinados con disparos de bala entre la noche del 28 de febrero y la madrugada del primero de marzo de 1999, serían netamente políticas con base en sus características de extranjeros y de lo que realizaban entre Arauca y Boyacá.

Luego de los hechos, es alias ‘Alberto Martínez’ quien realiza un informe que lo anexan al que había entregado la comisión encargada y se cuestiona por qué se violó el principio de subordinación.

Publicidad

“Él (Grannobles) dijo que no había tiempo de consulta porque había unos gringos y que al parecer estaban haciendo inteligencia. Se le dijo que cuando esté en un sitio se debe consultar, porque no sabe cuáles son las intenciones. Para eso está la línea de mando, uno ve las respuestas así que le dio el camarada ‘Jorge’ a ‘Grannobles’. Queda claro que era su responsabilidad”, añadió.

Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias

Vea también:

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO