Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Shevchenko, héroe nacional

Nadie como él ha paseado con más brillo la bandera ucraniana con el balón en juego.

224108_Andriy Shevchenko - Foto: AFP
Andriy Shevchenko - Foto: AFP

No hacía falta que Andriy Shevchenko se convirtiera en el seleccionador de Ucrania para ser considerado el hombre más relevante en la historia del fútbol de su país. Nadie como él ha paseado con más brillo la bandera ucraniana con el balón en juego.

Sus ocho años como referencia de un Milan por entonces aún al alza y las dos en la Premier, en un buen Chelsea, le consolidaron ya entre las leyendas de los grandes delanteros de la historia reciente.

Maneja todo tipo de premios, de reconocimientos y distinciones este tipo de Dvirkishchyna, de 44 años, cuya reputación y cuyo poso impulsó el fútbol de Ucrania que ahora maneja.

Era innecesario que Sheva, que despuntó en el Dinamo Kiev para ser uno de los jugadores más cotizados del mundo, tomara las riendas del equipo nacional ucraniano, al que defendió sobre el césped en 111 ocasiones en las que anotó 48 goles, para mantener en el mapa futbolístico al combinado ‘Zbirna’.

En cualquier caso Andriy Shevchenko ha ido más allá. Ucrania nunca ha llegado tan alto como con él. Tanto en el campo como antaño como ahora, en el banquillo. El sexto máximo anotador de la historia de las competiciones europeas comanda un equipo nacional que alargó su leyenda en Hampdem Park de Glasgow donde encontró el camino hacia los cuartos de final de la Eurocopa.

La selección ucraniana, que superó por primera vez la fase de grupos de un torneo continental aunque fuera como la peor de las mejores terceras, es una de las ocho supervivientes del evento.

Publicidad

El plantel de Shevchenko refleja los vaivenes de una competición donde nada es lo que parece, en la que los pronósticos se hacen añicos y los figurantes se acumulan mientras los protagonistas del cartel descarrilan tramo a tramo. Ucrania es una más del elenco de comparsas que conforman conjuntos como Suiza, Dinamarca o República Checa, por los que nadie apostaba.

Andriy Shevchenko dio un impulso a su fútbol. Lideró a un equipo nacional donde el resto era desierto que se estrenó en una Eurocopa gracias a la condición de anfitrión, en el año 2012. Aprovechó la dinámica después y también estuvo en Francia 2016, ya sin Sheva en la plantilla, donde perdió los tres partidos.

Fue precisamente después de este evento, de este Europeo, cuando el mítico goleador tomó las riendas de una selección que aprovechó la repercusión del Balón de Oro del 2014 para emerger en el fútbol internacional. Hombres como Oleksandr Zinchenko, del Manchester City, Andriy Yarmolenko del West Ham o Ruslan Malinovskyi del Atalanta transitan por éxito por las grandes ligas del Viejo Continente aunque la base se la reparten el Shakhtar Donetsk y el Dinamo Kiev.

Sin embargo, fue Artem Dovbyk, el único representante del Dnipro, que llevaba un cuarto de hora sobre el césped después de salir desde el banquillo en la prórroga en lugar de Yarmolenko, el que marcó el gol de la victoria, agónico y épico contra Suecia, para atravesar la ronda de octavos.

También eso le salió bien a Shevchenko que sacó al campo a este delantero de 24 años, inédito durante todo el campeonato y que al final rubricó un triunfo histórico mientras el técnico, designado en su momento como seleccionador más por leyenda que por experiencia, currículum o reputación, se erigía en héroe nacional.

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.