Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Europa League: Juventus y Sevilla definirán todo en España luego de ajustado empate

La 'Vecchia Signora' también se presentó en esta semifinal con muchas ganas tras una campaña confusa y condicionada por las decisiones de la justicia deportiva italiana.

Juventus vs. Sevilla.jpg
Juventus vs. Sevilla //
Foto: AFP

El defensa Federico Gatti logró empatar para el Juventus en el minuto 97 (1-1) la ida de las semifinales de la Liga Europa que disputó este jueves en Turín ante el Sevilla, un equipo que acarició la victoria tras una gran primera parte y controlar en la segunda, por lo que se le queda un mal sabor de boca pero también un buen resultado con el que afrontar la vuelta de la próxima semana en el Sánchez-Pizjuán.

El conjunto español marcó en la primera parte por mediación del marroquí Youssef En-Nesyri y pudo lograr alguno mas en este período ante el rival perdido, mientras que en la segunda no pasó por demasiados apuros, aunque en la última jugada del partido, en un córner que lo sevillistas protestaron al alegar que no se debiera haber botado porque estaba ya fuera de los seis minutos que dio el árbitro, llegó el empate que deja una vuelta abierta y también el nombre del equipo que estará en la final de Budapest.

El mejor Sevilla de la temporada, liberado de los miedos del descenso en los que ha estado sumido todo el curso hasta que a finales del pasado marzo llegó al banquillo José Luis Mendilibar, quiso afrontar sin complejo la difícil cita ante uno de los históricos del fútbol europeo.

Ya en la anterior eliminatoria superó a otro gigante continental como el Manchester United y eso dio al equipo mas confianza para seguir agrandando la historia en esta competición, en la que es el que más títulos ha logrado, hasta seis, el tercero de ellos precisamente en este mismo estadio ante el Benfica de Lisboa en 2014.

Publicidad

Pero la 'Vecchia Signora' también se presentó en esta semifinal con muchas ganas tras una campaña confusa y condicionada por las decisiones de la justicia deportiva italiana, en la que además el Nápoles ya tiene asegurado el título de campeón de la Serie A.

Plagado de grandes futbolistas, el equipo que entrena Massimiliano Allegri no pudo contar en esta ocasión por lesión con el central brasileño Gleison Bremer y se unió también por lesión de larga duración a la del lateral derecho Mattia de Sciglio.

Publicidad

Sí estaban jugadores como el veterano central Leonardo Bonucci o gente arriba de la calidad del argentino Ángel Di María o el serbio Dusan Vlahovic y ante ellos Mendilibar sacó un equipo muy titular, pese a que se quedara en Sevilla lesionado el extremo Suso Fernández o el centrocampista senegalés Pape Gueye, éste al no estar inscrito en la competición continental.

No salió el equipo piamontés con la intención de arroyar y mas bien pareció que buscó que el andaluz adelantara líneas para que se crearan espacios para sorprender, como lo intentó serbio Filip Kostic o después con la aparición de Di María y Vlahovic.

Pero eso también le dio opciones al Sevilla, que buscó el área rival con juego aéreo y ahí el primero que apareció en dos ocasiones ante el meta polaco Wojciech Szczesny fue el argentino Lucas Ocampos y en una tercera con el pie, la de mas peligro.

Aunque el que inauguró el marcador en su primer remate fue En-Nesyri, quien culminó una contra de Ocampos poco antes de que se llegara a la media hora y así sumó su decimoctavo tanto en lo que va de temporada entre todas las competiciones.

Publicidad

La felicidad de los visitantes no fue completa, ya que minutos después Ocampos, el mas destacado de los suyos hasta ese momento, se tuvo que retirar con una lesión muscular y ser sustituido por su compatriota Gonzalo Montiel.

Este inconveniente no lo notó el Sevilla, que mantuvo su buena disposición en el campo, sin tener problemas en la defensa e incluso con llegadas en busca del segundo ante un Juventus desdibujado que dio hasta por bueno irse al descanso solo con el 0-1.

Publicidad

Allegri no lo vio nada claro y desde el comienzo de la segunda parte dio ingreso al joven inglés Samuel Iling-Junior y a Federico Chiesa para dar otro ritmo al ataque, lo que hizo reaccionar a la escuadra bianconeri en el intento de hacerse dueña de la situación.

Fue Iling-Junior el que remató a los 63 minutos por primera vez entre los tres palos para el equipo local, pero el marroquí Yassine Bono, que volvía a la meta después de ser suplente del serbio Marko Dmitrovic en LaLiga, no tuvo problemas para detener el balón.

El técnico italiano agotó los cinco cambios a los setenta minutos, con la salida del terreno de Di María y la entrada del francés Paul Pogba, con lo que hubo mas fuerza en el centro del campo local, pero los minutos pasaron sin que la 'Juve' tradujera su dominio territorial en otro que verdaderamente inquietaran a los sevillistas, que se conformaron con controlar.

Publicidad

El plan de los de Mendilibar se fue al traste en la última jornada del partido, con el remate de cabeza de Gatti ya con el tiempo cumplido y ante la alegría de los locales y la desesperación de los visitantes.

Le puede interesar: ¿Prometedor futuro para el Atlético Huila?

Publicidad

  • Publicidad