Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

El fantasma de los falsos positivos: editorial de Ricardo Ospina

En su último informe anual, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos afirma que en 2018 se presentaron 12 casos de presuntas ejecuciones extrajudiciales.

336109_Blu Radio // Falsos positivos - referencia // Foto: geoactivismo.org
Blu Radio // Falsos positivos - referencia // Foto: geoactivismo.org

El ‘fantasma’ de los falsos positivos, la peor mancha en la historia de las Fuerzas Armadas, revivió en las últimas semanas por cuenta de las órdenes dadas por el actual comandante del Ejército, general Nicacio Martínez, para que se volvieran a contabilizar los muertos como resultados operacionales, política que luego fue retirada en medio de un gran escándalo mediático internacional.

Lea también: Corte Suprema condena a ocho militares por falsos positivos en Santander 

Pero también hemos vuelto a hablar de los homicidios en persona protegida a manos de integrantes de la Fuerza Pública, entre otros, por el caso del exmiliciano de las Farc Dimar Torres, quien fue asesinado por un cabo del Ejército en Convención, Norte de Santander, y cuya defensa inicial le ha causado grandes dolores de cabeza al Ministro de Defensa, Guillermo Botero.

Como si todo esto fuera poco, en la noche de este martes se conoció el informe anual de la oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, en el que afirma que en 2018 se presentaron en el país 12 casos de presuntas ejecuciones extrajudiciales, seis de ellas a manos de integrantes del Ejército y otras seis a manos de integrantes de la Policía.

A falta de mayor precisión en los datos, la ONU reveló en su informe anual presentado en las últimas horas en Riohacha, que estos casos se presentaron en los departamentos de Magdalena, La Guajira, Cesar, Arauca, Norte de Santander, Antioquia y Huila.

Le puede interesar: Comandante del Ejército dirigió brigada involucrada en 'falsos positivos': El País 

Publicidad

El informe va más allá y señala que la presencia del Estado en varias regiones del país solamente se hace a través del Ejército, que debe desarrollar tareas que no son correspondientes a su misión, como “fomento de la convivencia y el desarrollo”, es decir que es evidente que el abandono estatal sigue siendo pan de cada día, sobre todo en las zonas más conflictivas del país. Por ahora, no hay respuesta del Ministerio de Defensa.

Y mientras tanto, la Justicia Especial de Paz, que debe ser la instancia de cierre de cinco décadas de conflicto armado, de los delitos cometidos por guerrilleros, militares y civiles, tiene en sus manos, entre otros, el caso de los falsos positivos y justamente en la noche del martes Noticias Caracol reveló la declaración completa del coronel retirado del Ejército Gabriel de Jesús Rincón Amado, sobre las presiones que recibió, según dijo, del excomandante del Ejército, general Mario Montoya, para producir resultados medidos en litros de sangre y en cadáveres de supuestos muertos en combates.

En todos estos casos, en los de ayer y en los de ahora, la justicia debe actuar, y además debe llorar por los dos ojos, de tal suerte que las Farc también respondan por masacres, desplazamientos, violaciones de niños y secuestros a lo largo de cinco décadas de barbarie.
 
Escuche el audio de esta noticia aquí:
 

 

 

 

Publicidad

Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias