Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
No activar
Activar

Publicidad

En Mosquera, Cundinamarca, vecinos denuncian trago y hasta relaciones sexuales en plenas calles

Los residentes de este municipio cercano a Bogotá se encuentran desesperados por las fiestas callejeras que se registran cada ocho días. Los vecinos hablan de droga, trago y sexo en las calles de Mosquera.

BLU Radio, Trago menores referencia / Foto: AFP
BLU Radio, Trago menores referencia / Foto: AFP
LAURENT/GARNIER/BSIP

En el municipio de Mosquera, Cundinamarca,se vive una problemática que afecta la tranquilidad de sus residentes: las fiestas callejeras y la violencia asociada a estos hechos tiene ya cansada a la comunidad.

Cada fin de semana, centenares de personas se reúnen en las calles del barrio Planada para armar una gran rumba, consumir licor y perturbar el descanso de quienes viven en la zona.

Estas fiestas, que son organizadas a través de redes sociales, no solo involucran el consumo excesivo de alcohol, sino también el uso de drogas y la presencia de personas armadas, lo que ha llevado en ocasiones a situaciones de violencia e incluso muertes.

Los residentes han manifestado su malestar con esta situación, ya que las fiestas cierran todas las vías del barrio, impidiendo el paso de colectivos y generando inconvenientes en la vida diaria. Además, durante estas fiestas, las personas realizan sus necesidades fisiológicas en la calle, lo cual resulta una falta de respeto hacia la comunidad.

Publicidad

A pesar de los constantes llamados de los vecinos a la policía, la situación se mantiene impune, ya que la presencia policial es mínima y, en ocasiones, solo se limita a saludos motorizados. Esto ya generó desespero e impotencia entre los residentes, quienes se sienten desamparados y sin ley.

Cobran por hacer las fiestas donde hay droga, donde a veces hay muertos. Aparte traen gente de muchas partes. Encierran las calles, no dejan pasar. Las personas no dejan pasar los colectivos
dijo uno de los residentes de la zona que prefirió mantener el anonimato.

"Desde el viernes hasta el lunes no hay descanso adicional a eso, sus necesidades fisiológicas las hacen en la calle, orinan, cagan, tienen relaciones sexuales. Ya después de las 9:00 de la noche no hay presencia de la policía. Si llega a haber presencia de la policía, lo único que se encuentra es como un saludo motorizado para 300, 400 personas que están bailando en la calle. Aquí no hay ley para ellos. Entonces nos cogieron la casa de ruana", mencionó otro residente.

Iglesia de Mosquera, Cundinamarca
Mosquera, Cundinamarca
Foto: Blu Radio

Publicidad

Más hechos de violencia


Por otro lado, en la capital del país, se ha registrado un atentado contra la presidenta de una junta de acción comunal en Ciudad Bolívar.

Dos delincuentes abordaron a la líder comunal, le dispararon y huyeron del lugar en una motocicleta. La mujer se encuentra recluida en el hospital, mientras que las autoridades investigan lo sucedido.

La violencia asociada a las fiestas callejeras y los ataques a líderes comunales son situaciones que deben ser abordadas de manera urgente, para garantizar la seguridad y tranquilidad de los ciudadanos. Las autoridades buscan fortalecer la presencia policial y promover la denuncia ciudadana, para que estos actos no queden impunes y se logre restablecer la paz en la comunidad.

Publicidad

Escuche el informe del Ojo de la Noche acá:

  • Publicidad