Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
No activar
Activar

Publicidad

Ganaderos de Santander, en crisis por bajos precios de la leche: en Cimitarra la tiran y regalan

Lecheros prefieren botar o regalar la leche antes que venderla por los bajos precios. Hay crisis en el sector.

Leche_AFP referencia.jpg
Leche
Foto: AFP, referencia

El sector ganadero en Santander enfrenta una grave crisis, debido a la drástica caída de los precios de la leche. En los últimos dos meses, el precio de compra de la leche ha disminuido de $2.000 a $1.200 por litro.

Los efectos de esta crisis son especialmente visibles en municipios como Cimitarra, donde los productores, incapaces de vender su producto a un precio justo, han optado por medidas extremas.

"Preferimos regalar o botar la leche antes que venderla a ese precio tan bajo," comentó un productor local.

Publicidad


Las comercializadoras, quienes han dejado de comprar la leche incluso al precio de $1.200, han intensificado la situación. La falta de demanda ha forzado a los campesinos a deshacerse de su producto, enfrentando pérdidas económicas insostenibles.

“Hemos enfrentado una fuerte negativa por parte de las empresas compradoras de leche en bajar el precio, hemos visto que han dejado de recolectar el producto. Ellos dicen que la industria formal. Las diferentes empresas han dejado de comprar porque tienen grandes inventarios de leche en polvo y porque las ventas al consumidor están muy malas”, indicó Luis Manuel Espitia, ganadero y miembro de Fedegan en Cimitarra.

Publicidad

 Los productores han señalado que la crisis no solo afecta sus ingresos, sino también su capacidad para mantener la producción.

"No podemos seguir produciendo si no tenemos cómo cubrir los costos básicos. Necesitamos soluciones urgentes," expresó otro ganadero de la región.

Las autoridades locales han sido instadas a intervenir para mitigar el impacto de esta crisis. Sin embargo, hasta el momento, las medidas tomadas no han sido suficientes para aliviar la situación de los ganaderos.

 "Estamos en el punto en el que el precio ya no importa, si no que nos compren el producto. Pedimos que nos recojan la leche para no botarla, acá la gente son productores pequeños, los campesinos con la venta de la leche compran su comida”, agregó Luis Manuel Espitia.

Publicidad

 

 

  • Publicidad