Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Hyperloop, el tren ultrarrápido de Elon Musk, sigue estancado tras doce años de investigación

El concepto de Hyperloop, basado una vieja idea, fue recuperado en 2012 por el multimillonario Elon Musk, que alentó a varias empresas emergentes a hacer realidad su sueño, aunque sin implicarse directamente en el desarrollo del proyecto.

Hyperloop
Hyperloop /
Foto: AFP

Han pasado ya doce años desde que el hyperloop, el tren ultrarrápido de Elon Musk, se empezó a investigar pero su puesta en marcha todavía no se divisa en el horizonte, pese a que varias empresas estén trabajando en su desarrollo.

Este medio de transporte futurista consiste en la circulación de cápsulas presurizadas, sostenidas en el aire a través de imanes, por un tubo a baja presión, a una velocidad de hasta 1.200 km/h.

El concepto, basado una vieja idea, fue recuperado en 2012 por el multimillonario Elon Musk, que alentó a varias empresas emergentes a hacer realidad su sueño, aunque sin implicarse directamente en el desarrollo del proyecto.

"El hyperloop pasó por un ciclo tecnológico muy familiar en el que hubo mucha excitación" en torno a ese modo de transporte, apuntó Rick Geddes experto en política de infraestructuras en la Cornell University. "Pero resultó que era más difícil de desarrollar de lo que se pensaba".

Publicidad

Último acontecimiento en esta carrera de fondo: Hyperloop echó la llave, según la agencia Bloomberg. Esta compañía muy activa desapareció de los radares y ni su dirección ni su accionista principal respondieron a las preguntas de la AFP.

Financiada durante un tiempo por Richard Branson, fundador del grupo Virgin, Hyperloop One hizo varias pruebas en el desierto de Nevada a 387 km/h. En noviembre de 2020, transportó a pasajeros por primera vez, alcanzando tan solo los 172 km/h.

Publicidad

Más discreta, la canadiense TransPod también estudia desde hace años una línea de transporte de pasajeros y de mercancías ligeras entre Calgary y Edmonton, a unos 300 km de distancia, en el oeste de Canadá.

Un proyecto evaluado en casi 18.000 millones de dólares estadounidenses que Sébastien Gendron, cofundador y presidente ejecutivo de TransPod, espera que empiece a funcionar "antes de 2035".

La compañía ya ha conseguido recaudar 550 millones de dólares a través del fondo británico Broughton Capital Group para desarrollar un primer tramo de 7 km destinado a "certificar la tecnología".

Pero, pese a la recaudación de fondos, los acuerdos de principio, los estudios de factibilidad o el desarrollo de prototipos, los proyectos lanzados por distintas empresas parecen estancarse y los expertos siguen siendo escépticos.

Publicidad

Resaca

Hyperloop Transportation Technologies (HyperloopTT), otra compañía californiana interesada en ese concepto, debía crear una pista de pruebas en una antigua base militar cerca de Toulouse, en el sur de Francia. Pero se fue de la zona discretamente.

TransPod, por su parte, fue criticada por sus retrasos en la construcción de un centro en Droux, en el centro de Francia. El permiso de construcción fue aprobado en 2018 y los primeros "ensayos a gran velocidad" debían realizarse en 2020, según la página web de la firma, pero, de momento, las obras apenas empezaron.

Publicidad

"Lo que está pasando es algo así como un despertar difícil", comentó Julien Joly, especialista en transportes en la consultora Wavestone. "En los últimos años, creíamos en esa tecnología. Hoy, ¡esto es un poco como la resaca!".

Según él, las empresas deben lidiar con numerosos "frenos tecnológicos" pero también con cuestiones relacionadas con la seguridad.

Según Sébastian Gendron, el hyperloop adolece de una "dificultad inicial: la de la financiación".

"Pese a todo lo que se oye por parte de gobiernos y en la prensa, financiar la innovación revolucionaria sigue siendo muy difícil", señaló.

Publicidad

Pero no todos han tirado la toalla y hay países que siguen mostrando interés por esa tecnología, sobre todo en Oriente Medio, apuntó el presidente de TransPod.

Así, se espera que India cuente con el "primer prototipo de hyperloop" de Asia a finales del primer trimestre, según un anuncio de este miércoles de ArcelorMittal.

Publicidad

En 2023, siete empresas se asociaron para "hacer avanzar la industria emergente del hyperloop", con la idea de "estandarizar" y "uniformizar" las solicitudes ante la Unión Europea, explicó Sébastien Gendron.

"Sigo teniendo esperanza" pero "creo que hyperloop se desarrollará muy lentamente y a pasitos", consideró Rick Geddes. "Tendrán que pasar años antes de que sea viable".

Le puede interesar:

  • Publicidad