Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Juzgado de Medellín condenó a la Nación por homicidio de joven a manos de un patrullero

El Juzgado 25 Administrativo del circuito de Medellín le ordenó al Estado indemnizar a la familia de Gonzalo Montoya y a la Policía le dio un plazo de seis meses para que les ofrezca excusas públicas.

Juzgado de Medellín condenó a la Nación por homicidio de joven a manos de un patrullero
Foto suministrada.

Lorena Porras no siente felicidad desde hace cinco años. Con el asesinato de su hijo Gonzalo Montoya en Envigado, a manos del patrullero Darmin de Jesús Cifuentes Ballesteros de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, quien le disparó en medio de una persecución que se derivó de no haber atendido una señal de pare, su vida se partió en dos.

Desde que mi niño se me fue a mí se me partió el alma en dos. No hay día en el que me despierte y no lo recuerde. Todavía lo estoy esperando
Relató entre lágrimas la madre del joven asesinado hace cinco años.

Gonzalo estudiaba en el Instituto Ferrini, tenía 21 años y en su maleta lo único irregular que le encontraron fueron cinco cigarrillos de marihuana.

Por eso, aunque le da tranquilidad saber que la justicia ratificó que su hijo no era ningún delincuente, asegura que ni la millonaria indemnización que el Juzgado 25 Administrativo del circuito de Medellín le ordenó pagar a la nación ni las excusas públicas que les debe ofrecer la Policía Nacional, repararán el daño que le hicieron.

"Yo necesitaba que el mundo se diera cuenta que mi niño no era malo, que no merecía eso. Por más que quisieron mancharlo de todas las formas y decir cosas que no eran de él, Dios mostró que hicieron mal", agregó la madre de Gonzalo.

Publicidad

En el caso de los padres de Gonzalo, el Estado deberá indemnizarlos con la suma de 100 salarios mínimos mensuales legales vigentes a cada uno. A sus hermanos y a la abuela les deberá pagar 50 salarios; y a sus tías y primos: 35 y 25 salarios mínimos legales mensuales vigentes.

Publicidad

  • Publicidad