Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Al menos 522 personas secuestradas por las Farc murieron en cautiverio

Por primera vez, los miembros de la Farc rindieron versión colectiva sobre este delito.

344232_Timochenko y Pastor Alape - Foto: AFP
Timochenko y Pastor Alape - Foto: AFP

Por primera vez, los miembros del hoy partido Farc rindieron versión colectiva dentro del caso denominado 001, sobre retención Ilegal de personas, por parte de la extinta guerrilla. Es decir, sobre los secuestros.

El informe, entregado por el antiguo secretariado, relata las modalidades que se usaron para las retenciones, cómo se tomaba la decisión de darles libertad y de cuánto dinero se habrían lucrado por ello, entre otras cosas.

El hoy senador Rodrigo Londoño (Timochenko) aseguró que reconocen su responsabilidad sobre las retenciones y pidió perdón por el daño causado.

Daremos explicación general sobre condiciones en las que vivían quienes eran retenidos. El aumento de la ofensiva a nuestro campamento llevó a que tanto guerrilleros como detenidos tuviéramos que vivir en condiciones de clandestinidad en la selva colombiana que resultaban penosas para todos”, dijo.

Por su parte, la procuradora del caso, Mónica Cifuentes, reveló que cruzaron información de la Fiscalía, la Farc y las víctimas, que les permitió documentar 522 casos de muertes durante el cautiverio. El informe lo entregó la delegada del Ministerio Público en la diligencia con el fin de recuperar sus restos “para hacer una entrega digna”.

La magistrada que preside la Sala de Reconocimiento, Julieta Lemaitre, explicó que la importante de la diligencia es entregar verdad plena a las víctimas sobre la política de las Farc sobre los secuestros.

Publicidad

Además, dijo que, al finalizar el proceso, se evaluará quiénes son tributaron a la búsqueda de la verdad y quiénes no con el fin de que se establezca las penas de cárcel a los que incumplan con el acuerdo que podrían llegar hasta los 20 años.

Por otro lado, los que sí contribuyan tendrán “pena propias”, que son justicia restaurativa y que tienen que ver con trabajos en obras comunitarias, o trabajos en el desminado, “trabajos en que ellos restauren el daño causado, habrá privación de la libertad que no es carcelaria”.

 

Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias Convierta a Blu Radio en su fuente de noticias