Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Cinco militares acusados de matar a líder indígena en caso de falso positivo se declararon inocentes

"Pese a que las víctimas suplicaron y alzaron sus brazos para que no les dispararan, dichos militares accionaron sus armas de fuego", según la Fiscalía.

Militares
Militares
Foto: AFP, imagen de referencia

El 5 de septiembre de 2019 las ráfagas de fusil que se escucharon en horas de la madrugada alertaron a la comunidad de Jamundí de un posible hecho de falso positivo .

Ese día, la tragedia cayó sobre el resguardo Kiwe Nasa de Valle del Cauca, con la muerte del indígena Ómar Guasaquillo, quien recibió un impacto de fusil realizado al parecer por tropas del Ejército que desarrollaban operativos en la zona.

Los guardias indígenas, Ómar Guasaquillo y Diego Alexis Vega, que se encontraban hace un año desarrollando labores propias de vigilancia nocturna en el territorio, fueron sorprendidos por la fuerza pública. El último asegura que logró escapar con vida del supuesto intercambio de disparos que se registró.

"Cuando estos dos guardias indígenas pretendían abandonar el lugar donde hacían sus labores fueron sorprendidos por el Ejército. Pese a que las víctimas suplicaron y alzaron sus brazos para que no les dispararan, dichos militares accionaron sus armas de fuego, sabiendo que se encontraban en total indefensión", dijo en audiencia el fiscal especializado, Juan Carlos Fajardo.

La muerte de Guasaquillo fue justificada por las Fuerzas Militares como un operativo contra miembros de un grupo armado ilegal residual del municipio. Un hecho que la comunidad calificó como falso positivo porque luego del tiroteo, aparentemente el cuerpo fue movido de lugar y la escena se alteró.

“En el informe de Medicina Legal dice que, en efecto, Ómar Guasaquillo falleció en consecuencia de una herida producida por un proyectil de arma de fuego de alta velocidad de un fusil, el cual le impactó en el abdomen y le ocasionó un compromiso grave. Y su manera de muerte violenta, homicidio, fue de un disparo hecho por tropas del Ejército adscritos al Batallón Pichincha”, añadió Fajardo.

Publicidad

Por estos sucesos confusos, un juez de control de garantías les imputó los delitos de homicidio en persona protegida y tentativa de homicidio en persona protegida a los 5 militares implicados en la muerte del líder indígena, identificados como John Jairo Luna, el Teniente Andrés Torres, Alexander Marín, Daniel Andrés Madrid, y Lucio Cortés Santiago.

Los procesados se declararon inocentes de haber participado en un hecho de falso positivo y no aceptaron los cargos.

Escuche más noticias de Colombia y el mundo:

✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo. ✔️ Síganos en Google Noticias con toda la información de Colombia y el mundo.