Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
No activar
Activar

Publicidad

Autoridades hallaron armamento de largo alcance escondido en un bus en la vía Medellín - Necoclí

Una de las armas es un rifle de francotirador con munición de guerra. Según la Policía Antioquia, se presume que pertenecerían al Clan del Golfo y están avaluadas en más de 300 millones de pesos.

armas incautadas en un bus en la vía Medellín- Necoclí
Armamento incautado en la vía Medellín-Necoclí.
Foto: Policía Antioquia

A la altura de Santa fe de Antioquia, en un bus de transporte intermunicipal que cubría la ruta de Medellín al Urabá antioqueño, fueron incautadas dos armas de alta peligrosidad.

La Policía de Carreteras detuvo al bus de servicio público por violar el procedimiento habitual y recoger pasajeros en plena carretera, pero una gran sorpresa se llevaron los oficiales al encontrar ocultas, en la bodega de baterías, las dos armas de fuego.

Según explicó el Coronel Carlos Martínez, comandante de la Policía de Antioquia, se trata de un fusil calibre 5.56 y un rifle de francotiro equipado con mira telescópica, supresor de sonido y munición de guerra.

"Un Rifle de francotiro de alta precisión calibre 7.62, esto es munición que viola los derechos humanos, es munición de guerra que no es jubilada por la OTAN, por la Organización del Tratado Atlántico Norte y que viola desde todo punto de vista los derechos humanos", explicó Martínez.

Publicidad

Según las autoridades, estas armas son de alta peligrosidad y podrían haber sido utilizadas en actividades criminales, incluyendo ataques con francotiradores.

Armas incautadas en la vía Medellín- Necoclí
Cortesía Policía Antioquia

Publicidad

Por los hechos, tres hombres fueron capturados y dejados a disposición de la Fiscalía General de la Nación por el delito de porte y tráfico de armas de fuego, según lo estipulado en el artículo 365 del Código Penal. Además, se inmovilizó el vehículo.

Finalmente, el coronel Martínez señaló que desde la Policía ya adelantan labores investigativas para determinar cómo ingresaron las armas al país y que por su destino presumen serían del Clan del Golfo. Por sus características desmontables, el armamento incautado tiene un valor aproximado de 300 millones de pesos.

  • Publicidad