Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo principal Blu
Reciba notificaciones de Blu Radio para tener las principales noticias de Colombia y el mundo.
Activar
No activar

Publicidad

Más de 14.000 campesinos han resultado afectados por retenes de grupos armados en Remedios y Segovia

Organizaciones sociales denuncian que la presencia de ilegales viene siendo recurrente en varias zonas rurales del nordeste desde finales de 2023.

Clan del Golfo
Clan del Golgo / Imagen de referencia /
Foto: AFP

Nuevamente hay preocupación en el nordeste de Antioquia por las acciones violentas que persisten por parte de grupos armados en zonas rurales de Segovia y Remedios.

Carlos Morales, representante legal de la Corporación Acción Humanitaria por la Convivencia y la Paz del Nordeste antioqueño, asegura que desde finales del año anterior han sido varios lo retenes que al parecer hombres del Clan del Golfo han instalado en zonas como Santa Lucía y El Aporreado impidiendo además de la movilidad de la población la llegada de combustibles y víveres a esta zona, afectando a más de 14 mil campesinos. El hecho más reciente ocurrió el pasado 3 de enero.

"Hemos venido alertando a las autoridades, pero con el argumento de que están un poco de vacaciones no han tomado medidas en el asunto entre lo que está pasando, pero esto se está presentando desde el 27 de diciembre del año pasado", declaró Morales.

En este mismo sentido, Fernando Quijano, analista del conflicto y director de Corpades, manifestó que en la zona debe existir una mayor presencia de la fuerza pública y que no se puede seguir ocultando o desconociendo una problemática antigua sobre la que incluso hay alertas de entidades como la Defensoría del Pueblo por desplazamientos masivos, además de las intimidaciones y asesinatos de habitantes.

Publicidad

"Los grupos armados están ahí, las comunidades lo dicen y no es un asunto de dañarle la imagen a la Policía o dañarle la imagen al Ejército o al Gobierno nacional, pero la realidad es una: los grupos armados ilegales están en la zona, la pregunta es dónde está la inteligencia del Estado y las autoridades", cuestionó el experto.

En un reciente consejo de seguridad realizado en el Bajo Cauca, el gobernador Andrés Julián Rendón insistió, como alternativas para hacer frente a la problemática de orden público en esa subregión y en el nordeste, en el trabajo conjunto entre la fuerza pública y la comunidad para capturar a los principales cabecillas de grupos ilegales que causan zozobra en el territorio, pero además la importancia de crear estrategias que permitan insertar cada vez a más mineros dentro de procesos productivos formales.

Publicidad

Le puede interesar:

  • Publicidad